Israel denuncia que el reconocimiento simbólico del Parlamento británico a Palestina socava la paz

Views: 317

La votación en la Cámara de los Comunes del Parlamento británico para solicitar al Gobierno del Reino Unido el reconocimiento de Palestina como estado se saldó con una mayoría del sí por 274 votos a favor por 12 en contra, pero aunque se trata de una moción no vínculante, ha generado una serie de reacciones adversas, tanto en el propio Reino Unido como en Israel.

Así, el primer ministro británico, David Cameron, advirtió antes de la votación que el resultado no le hará cambiar la política sobre el conflicto palestino-israelí. Un portavoz del Gobierno explicó que el propio Cameron y otros ministros de su Gobierno se abstendrían en la votación de la propuesta planteada por los laboristas.

Oficialmente, Londres no reconoce el estado palestino, pero sostiene que podría hacerlo en el futuro siempre que ayude así a impulsar el proceso de paz negociado entre palestinos e israelíes.

Tras la votación, el Ejecutivo de Israel criticó al Parlamento británico por urgir el reconocimiento de un estado de los palestinos.

Según un comunicado emitido por el Ministerio de Exteriores israelí, la votación puramente simbólica “socava las posibilidades de alcanzar la paz“.

Asimismo, dijo que las autoridades de Palestina deberían preocuparse ante estas iniciativas, porque los líderes palestinos pueden tratar de esquivar las “duras decisiones” que deben tomar para avanzar hacia una solución bilateral.

El comunicado insiste en la idea de que ese reconocimiento debe concederse tras un proceso negociador. “Un reconocimiento prematuro envía una problemática señal al liderazgo palestino que le dice que puede eludir las duras concesiones que las dos partes deben hacer y mina las opciones para una paz verdadera”, subrayó la nota.

Sin embargo, el embajador británico en Israel, Matthew Gould, dijo a Israel Radio que la votación refleja la opinión pública británica.

Dentro de Israel, el líder de la oposición, el laborista Isaac Herzog, denunció que el voto favorable del Parlamento británico a la declaración del Estado palestino es fruto del fracaso de las políticas del primer ministro, Benjamín Netanyahu, y exigió una diplomacia que evite que prosperen las iniciativas unilaterales palestinas.

En cualquier caso, hay que subrayar que la votación no es vinculante y, en principio, no supone la aceptación automática de Palestina como estado por parte del Reino Unido.